domingo, 21 de julio de 2013

RICARDO GARCÍA SÁNCHEZ



Ricardo García, corpulento y voluntarioso zaguero nacido en Sevilla el 22 de enero de 1977 que tras destacar en el fútbol colegial es contratado por el Sevilla FC para formar parte de sus categorías inferiores. Siendo aun juvenil tiene la oportunidad de realizar la convulsa pretemporada de 1995 a la órdenes de Toni, teniendo el lujo de compartir tardes de mus, pocha, videoclub y confesiones con jugadores tan importantes como Peixe, Oulida o Moacir, con los que pudo disputar algún que otro amistoso.

No vieron nada destacable en sus condiciones para adelantar su promoción más allá de lo dorada y brillante que resultaba su cabellera al reflejo del sol por lo que volvió a las categorías inferiores a continuar con su aprendizaje estableciéndose en el filial en la temporada 1997/98 donde formó cuadrilla con jugadores que posteriormente saborearon las mieles de la primera división como Francisco, Manuel Ángel, Paco Mije, Jesuli o Campano, entre otros.

Al terminar la temporada pone rumbo a Galicia, concretamente al Ourense por aquel entonces en segunda y donde a pesar de la mala racha que durante toda temporada asola a su equipo (que acaba colista y en 2ªB) no goza de oportunidad alguna de tan siquiera debutar en segunda división, por lo que decide bajar de categoría en el mercado invernal para prestar sus servicios en un histórico en horas bajas como el Cádiz CF. No cuaja del todo en la temporada y media que disputa como cadista, así que decide aventurarse a dejar el campeonato español para probar fortuna en el inglés, situación hoy más que normal pero nada habitual en aquella época. Concretamente es el Huddersfield Town el equipo que goza de sus servicios durante un año, ya que no tarda mucho en volver de nuevo a la provincia de Cádiz, pero esta vez al San Fernando, donde se asienta como titular. Media campaña en el Cartagena sin oportunidades, la otra media en el Jerez Industrial y otra en el Sabadell con mejor fortuna son sus siguientes pasos hasta que recala en el Alcalá, en el que coincide con Javi Varas o Jorge Monsalvete, viviendo aquella famosa eliminatoria copera contra el Betis. Tras dos años en Alcalá de Guadaíra decide cambiar las botas y las calzonas por el traje y corbata orientando su vida profesional hacia el mundo empresarial con especial interés por el fútbol, ya que no tarda mucho en hacerse con el control junto a otros futbolistas de uno de sus ex equipos: el Jerez Industrial.

Tras una caótica situación, Ricardo García es cesado como presidente tras una moción de censura en 2010 lo que no le desmoraliza ya que no le hace falta salir de la ciudad para ampliar sus miras, concretamente en dirección al Xerez Deportivo, donde no ha calado en absoluto entre una afición que recuerda su pasado como cadista y la mala situación en la que dejó al otro equipo de la ciudad. 

La situación de la entidad es verdaderamente insostenible para el otrora futbolista, que podrá presumir que conserva su cabellera intacta con respecto a sus años mozos, pero no de que su club sea una balsa. La masa social en contra (algunos aficionados incluso han montado un equipo paralelo), históricos del club azulino calificándole de “sinvergüenza” tras unas desafortunadas declaraciones, el presidente de la LFP Tebas llamándole “friki” (anda que también quién fue a hablar…). El Xerez estaba más muerto que vivo hasta que la ayuda económica de algunos directivos del Sevilla FC le ha permitido al menos garantizar su participación en la siguiente temporada. Por lo pronto ya tienen entrenador, todo un clásico como David Vidal que ya en su presentación pudo comprobar como está el patio...

4 comentarios:

itsawindow dijo...

Pues al furgolin era bueno

Alvaro Ruiz dijo...

Desconocía que este tío hubiese llegado a presidente del Xerez, ya decía yo que me sonaba la cara.

Recuerdo que a mediados de los 90 nos tragamos algún partido del filial y decíamos "mira que es malo el cabrón, sí ése, el que parece la sota de bastos".

Es increíble cómo ha conservado la melena el hijoputa. Se podría inaugurar una nueva sección Bastión Capilar, en claro contraste con la de Involución Capilar.

Cómo está el patio, ostia! dijo...

¡Cómo está el patio en el Xerez, ostia!

Anónimo dijo...

Pues a mi me parece un gran futbolista, q no se ha rendido nunca... y me encanta su melena